Durante el encuentro entre Emelec y León de Huánuco por el duelo de vuelta de la primera fase de la Copa Sudamericana, Carlos Amarilla se enredó solo con sus pies y cayó de boca al suelo. La forma en que terminó en el piso fue tan graciosa que ya es uno de los temas más comentados en las redes.