La competencia ilegal sobre la ruta VII, a la altura del kilómetro 252, terminó con la vida de tres adolescentes: Felipe Morel Mendoza, de 17 años, Angelina Narváez, también de 17 y Fabián Adelmán Colmán, de solo 14 años de edad.